Global

Las estadísticas del feminicidio en España nos sirven para estudiar la forma más letal de la violencia contra las mujeres, llevar un registro detallado de casos y preservar la memoría histórica de las víctimas del patriarcado. Pero también cumplen una función clave en la detección de factores de riesgo. En este informe analizamos el Efecto Acumulación de feminicidios íntimos en el 2017 y el repunte de casos con respecto al 2015 y al 2016. Por otro lado advertimos que de los feminicidios íntimos acumulados por meses en la serie de años entre 2010 y 2016, los meses más letales para las mujeres son enero, junio y julio. El mensaje que nos dan los datos: reforzar las medidas de detección, intervención y prevención de la violencia de género y las campañas de sensibilización durante los meses de verano. 

El Convenio de Estambul del Consejo de Europa es el primer instrumento europeo sobre violencia contra las mujeres firmado en el 2011 por 40 países y ratificado por España en el 2014, año en el que entró en vigor. De cara a la inminente firma por la Unión Europea en los próximos días de junio y su posterior ratificación, presentamos como adelanto de “Feminicidios y otros asesinatos de mujeres. Informe 2015” una propuesta de tipificación del feminicidio en el marco del Convenio de Estambul: en qué consistiría una normativa común en varios países de la Unión Europea, cuáles son los principales problemas a considerar para articular una respuesta penal al feminicidio y observaciones a las regulaciones existentes en América Latina. 

Hemos registrado 54 feminicidios y otros asesinatos de mujeres en el 2017. Los casos están clasificados por tipología. La última actualización es del 25 de junio, con la mujer asesinada por su pareja en Salou (Tarragona), Catalunya.

También se incluyen en este recuento los niños varones asesinados por violencia machista. La última actualización es del 1 de junio, con el bebé de 8 meses asesinado por su padre en Arcos de la Frontera, Cádiz, Andalucía.

Lo hemos conseguido gracias a ti estimado mecenas y patrocinador. Nos sentimos orgullosas de formar parte de un proyecto feminista de la sociedad civil organizada, el único en su tipo a nivel global, que documenta en el Estado español a todas las mujeres asesinadas por la violencia patriarcal, mediante una clasificación de tipos de feminicidio y otros asesinatos de mujeres. El gran reto de las próximas décadas es que los Estados reconozcan en sus legislaciones todas las violencias machistas.

La banalización de la prostitución es una de las cuestiones que también hay que poner en el centro del debate. Socialmente se defiende el trabajo sexual y "el derecho de las trabajadoras sexuales" sin reparar en sus vidas y en cómo llegaron a esa posición. Pero: ¿cuántas de las llamadas trabajadoras sexuales habrán pasado por situaciones como las que relata la autora? ¿Cuántas habrán sido obligadas a salir de la fábrica de las putas convencidas de que el único destino posible para ellas era aceptar la violencia sexual como norma y resignación? Y como si esto fuera poco, muchas de las mujeres víctimas de trata y de explotación sexual han soportado la misoginia, el desamor y el maltrato en la infancia. Detrás de la cultura putera hay una sociedad cómplice y un Estado que consienten que exista ese campo de concentración que es la trata. Amelia Tiganus pone la primera piedra de un relato colectivo sobre la experiencia concentracionaria de la prostitución.

prostitucion cliente invisible

Hablamos de la demanda de prostitución en masculino porque en la inmensa mayoría de los casos son hombres, y es que cuando se analizan algunos fenómenos e instituciones sociales, a menudo la masculinidad no es tenida en cuenta como situación privilegiada y son sólo las "otras" a las que se analiza, se etiqueta, se estigmatiza, y a quienes se les exige transformación.

España, La Laguna, 23/02/2016 - La gestación subrogada es uno de los negocios transnacionales en expansión en el contexto de la economía global, y sus cifras estarían ya superando las de la adopción internacional. La bioética neoliberal incita a mujeres de países empobrecidos, a través de agencias mediadoras que ganan mucho dinero, a alquilar sus úteros para gestar los hijos e hijas de parejas adineradas de países desarrollados. En este artículo, María José Guerra Palmero analiza este fenómeno que, dentro de las lógicas capitalistas, mercantiliza el cuerpo de las mujeres con objetivos reproductivos. La filósofa española es crítica con el sistema económico capitalista que explota y codifica a las mujeres, y llama la atención sobre la necesidad de adoptar enfoques interseccionales para repensar el problema.

La autora reflexiona sobre la violencia contra las mujeres en Alemania, país que ha firmado el Convenio de Estambul pero no lo ha ratificado. Como en otros países europeos, los datos sobre estos crímenes están incompletos y se reducen a una parte muy concreta de los asesinatos machistas, la de agresores conocidos de la víctima. El gobierno germano ha llegado a declarar que "no hay feminicidios" a pesar de que un informe oficial reportó 311 mujeres asesinadas por sus parejas o exparejas en el 2015. Y nada se sabe de los otros tipos de crímenes machistas como el feminicidio por prostitución en un país donde el consumo de prostitución deja mayores beneficios económicos que la industria automotriz.

Tenemos una buena noticia: gracias a ti, en el 2016 hemos conseguido llegar a una meta: sostener la base de datos del feminicidio en España y elaborar por primera vez  Feminicidios y otros asesinatos de mujeres, Informe Anual 2015, que se encuentra en fase final de edición y verá la luz en marzo de 2017, en versión impresa para quienes hayan realizado al menos un aporte de 60 euros, y en versión PDF y gratuita para todas las personas de la sociedad global interesadas en conocer un trabajo que nos llevó un año de realización y en el que participaron más de 20 colaboradoras.

 

Pese a que valoramos incluirla en el listado de feminicidios y otros asesinatos de mujeres documentados por Feminicidio.net en 2016, no fue asesinada. Su caso no será considerado un feminicidio por trata pero murió ahogada el 4 de diciembre pasado en el sótano de un prostíbulo de Estepona, debido a que las lluvias torrenciales inundaron el local. Pudo haber sido víctima de trata y haber sido encerrada por el proxeneta y dueño del prostíbulo, quien desmintió esta hipótesis en su declaración policial. En este artículo, Amelia Tiganus pone su mirada en el sistema prostitucional, al que considera responsable de la muerte de Ionela.

Entre 2010 y 2015, en España se cometieron 681 feminicidios y otros asesinatos de mujeres a manos de hombres. En la Comunidad Valenciana se registraron 86 casos (el 12,63% del todo el Estado), de las cuales sólo forman parte de las cifras oficiales 49 casos, el 56,97% de las mujeres asesinadas de ese territorio.

En el siguiente artículo escrito a cuatro manos, nos proponemos analizar una selección de películas españolas que tienen un denominador común; todas ellas tratan de forma directa sobre la violencia contra las mujeres. Sabido es que la violencia es un recurso cinematográfico recurrente y habitual a la hora de construir las historias y las tramas. Pero, ¿qué pasa cuando esta violencia se dirige de forma específica a las mujeres por el mero hecho de ser mujeres? ¿cómo ha representado el cine español la violencia de género? ¿existe algún tipo de evolución en esta representación y cuáles son los ejes que deben marcar nuestro análisis?

Páginas

Geo Feminicidio